Corte de EU escuchará mañana argumentos sobre veto migratorio

0
141

SAN FRANCISCO. (Reuters).- Una corte federal de apelaciones de Estados Unidos escuchará el martes los argumentos para decidir si restituye la prohibición temporal del presidente Donald Trump a los viajes de ciudadanos de siete países de mayoría musulmana, la medida más controvertida de sus dos semanas en el gobierno.

El Departamento de Justicia dijo que la decisión de un juez federal de suspender la semana pasada el decreto de Trump es demasiado amplia y “a lo sumo” debería limitarse a las personas a las que ya se les autorizó el acceso al país y se hallaban temporalmente en el extranjero, o a aquellos que desean salir y regresar a Estados Unidos.

Esos argumentos no aparecieron en la presentación inicial del gobierno ante la Corte de Apelaciones del Noveno Circuito de Estados Unidos y podrían representar una suavización de su posición.

La decisión del juez de distrito James Robart en Seattle suspendió la prohibición de viajes y abrió una ventana para que las personas de siete países afectados ingresen a Estados Unidos.

El Noveno Circuito en San Francisco pidió el lunes a los abogados de los estados de Washington y Minnesota y al Departamento de Justicia que expliquen si la prohibición debe ser desechada. La corte fijó la sesión de argumentos orales para las 23:00 GMT del martes.

El nuevo presidente republicano ha dicho que las medidas sobre viajes, -que vedan el ingreso de ciudadanos de Irán, Irak, Libia, Somalia, Sudán, Siria y Yemen y frenan por 120 días la llegada de refugiados- tienen como objetivo proteger al país de la amenaza del terrorismo. Sus opositores dicen que la prohibición de 90 días es ilegal.

Ex funcionarios de seguridad nacional, grandes empresas del sector tecnológico de Estados Unidos y agentes de ley de más de una decena de estados apoyan los recursos legales contra la prohibición. El caso podría llegar a la Corte Suprema.

Diez ex funcionarios de la seguridad nacional y la política exterior de Estados Unidos, quienes sirvieron tanto bajo presidentes demócratas como republicanos, presentaron una declaración ante la corte afirmando que la prohibición no sirve a los propósitos de la seguridad nacional.

Fue firmada por los ex secretarios de Estado John Kerry y Madeleine Albright, la ex asesora de seguridad nacional Susan Rice y los ex directores de la CIA Michael Hayden y Michael Morell.

Trump ha reaccionado a las demandas contra la prohibición atacando al juez federal en Seattle y al sistema judicial en general.