NL número uno en trata de mujeres

0
123

Por Jesús Hernández

Monterrey no sólo es la capital industrial, financiera y comercial del país, sino que ya se ubicó como la ciudad con más crecimiento en trata de mujeres y es el segundo lugar a nivel nacional, denunció aquí el investigador de la UANL, Arun Kumar Acharya.
Dijo que esta urbe citadina tiene un tránsito y una recepción de unas 400 mujeres para su explotación sexual, sólo superada por Cancún en el estado de Quintana Roo, y conforma uno de los delitos cuyas estadísticas se incrementan día con día.
Explicó que la autorización de unos 500 permisos a centros de entretenimiento, como casinos y bares que se expidieron en Nuevo León, influyó a que aumentara este quebrantamiento a la ley.
Refirió que la plaza en Nuevo León es tanto de recepción de mujeres como de tránsito, pues se estima que se reciben personas para enviarlas a otros lugares.
Comentó que la mayoría de las víctimas que pasan por el estado, o que las traen a trabajar acá, provienen del centro y sur del país, sobre todo de entidades como Morelos, el Distrito Federal, Veracruz, San Luis Potosí, Oaxaca, entre otros.
Consideró que el factor que acrecentó la frecuencia de este delito fue  la imagen que dejo el Forum Internacional de las Culturas, que pintó a Monterrey como ciudad de primer mundo a partir del 2007 cuando se realizó aquí este evento.
“En 2007 se vende la imagen de Monterrey como una ciudad de primer mundo, lo que hizo crecer el turismo. Pero la trata creció junto con el turismo”, aseguró Kumar Acharya.
En cuanto a la frecuencia general de la trata de mujeres, Monterrey se encuentra en la sexta posición a nivel nacional, superada por ciudades como Cancún, Acapulco, Ciudad de México y Tijuana.
Arun Kumar, dijo que esta anarquía en otorgar licencia a negocios de este tipo, se debe a la ausencia de leyes claras para combatir a este delito, que expone el sometimiento, el traslado y la explotación sexual de las mujeres, muchas de ellas pubertas, lo que es grave.
Informó que desde febrero de este año se aprobaron unas nuevas reformas a la ley en materia de combate a la trata de personas para añadir agravantes, nuevas conductas delictivas y sanciones más severas.
La reforma incluye pautas específicas para prevenir el problema y evitar duplicidad en conceptos con otros ordenamientos, como la Ley General de Víctimas.
Sin embargo, afirmó que con estas modificaciones, la ley resulta confusa pues no contempla algunos conceptos que se incluyen en la trata de mujeres, niños, hombres y personas de la tercera edad.
“Esta reforma no sirve para nada. La ley actual de 2014 está totalmente confusa porque en realidad no explica lo que es la trata”, expresó Kumar Acharya.